15 tips para ser freelance partime

La mejor manera para empezar a trabajar freelance es comenzar a hacerlo part-time. Hay varios beneficios para vos si empezás como freelancer part-time en comparación a si empezás de lleno. En este post vamos a analizar el tema basandonos en la experiencia que hayamos podido adquirir. Nos dirigimos especialmente a quienes tienen experiencia en diseño pero están buscando tener más y mejorar sus habilidades antes de dedicarse  100% al trabajo freelance.

1. Mantené tu trabajo full- time

Trabajar freelance es una gran oportunidad, y muchas personas quieren poder establecer sus propios horarios y trabajar desde casa. Pero ahorrar para vivir como freelance puede ser difícil (especialmente cuando recién te establecés), y generalmente este es un riesgo que se puede evitar si no dejas tu trabajo full-time hasta que no sea el momento indicado. Además, algunas personas se van a dar cuenta rápidamente que no disfrutan el trabajo freelance. Si este es tu caso, mejor que te des cuenta antes de haber dejado tu trabajo full-time.

Trabajar full- time y trabajar freelance en tu “tiempo libre” puede exigirte mucha disciplina y sacrificio, pero te va a ayudar a construir tu negocio un poco antes de dejar tu trabajo, lo que evidentemente ayuda a reducir el riesgo. Incluso más significativo que disminuir el riesgo, es que si trabajás como freelance part-time podés darte el lujo de aceptar solo proyectos que te interesan y podés dedicar tiempo a aprender sin la necesidad de estar ganando dinero todo el tiempo. Sin un trabajo full- time, vas a tener mucha más presión para hacer plata inmediatamente y vas a tener que trabajar cualquier proyecto, sin la posibilidad de priorizar el aprendizaje o tu desarrollo.

2. Armá un sitio con tu Portfolio Básico

Tener un buen sitio con tu portfolio es una de las mejores cosas que podés hacer para atraer clientes. Evidentemente esto incluye que tengas trabajos para mostrar en el portfolio. Si estás recién empezando como diseñador, vas a tener que trabajar con algunos proyectos específicamente con el propósito de empezar a construir tu primer portfolio.
Asegurate de tomarte el tiempo necesario para diseñar un sitio que refleje tu mejor trabajo. Un portfolio de una página es muy común y puede ser diseñado y armado muy rápido. Además, hay templates y temas en WordPress para portfolios dentro de los cuales podés elegir. En tu caso, podés usarlos como un punto de partida y customizarlos para conseguir un diseño único.

3. Priorizá Experiencia sobre Ingreso

Cuando evalúes qué proyectos tomar, priorizá en los que vas a aprender y a desarrollar tus habilidades, antes que tomar aquellos en los que te pagan más. Si tenés otros ingresos vas a poder aceptar los proyectos que no te pagan tan bien pero en los que vas a ganar experiencia valiosa. Esto incluye hacer trabajos para organizaciones sin fines de lucro, empresas con pequeños presupuestos o simplemente trabajar en proyectos para vos mismo que no te generan un ingreso.

Siguiendo este consejo, vas a ahorrar menos en el corto plazo, pero vas a desarrollar habilidades específicas y a ganar experiencia que te van a servir a futuro.

4. Trabajá en tus propios proyectos

Una de las mayores luchas de los nuevos trabajadores freelance es encontrar suficiente trabajo. Si no podés conseguir varios clientes, siempre tenés la opción de trabajar en tus propios proyectos para seguir aprendiendo. Mientras que trabajar con clientes es un paso necesario para dedicarte 100% al trabajo freelance, probablemente no aprendas mucho o desarrolles tus habilidades si estás todo el tiempo buscando clientes. En vez de eso, podés elegir algo específico que quieras aprender e incorporarlo en un proyecto propio, en el que puedas trabajar cuando tengas tiempo. Por ejemplo, si querés saber más sobre WordPress tomate el tiempo para diseñar y desarrollar un tema para un blog tuyo.

5. Establecé un horario básico de trabajo

Para tener un trabajo full- time, y a la vez trabajar freelance, tenés que organizar tu tiempo eficientemente. Es bueno que tengas por lo menos un horario borrador en donde destines parte de tu tiempo al trabajo freelance. Por ejemplo, podés planear trabajar 4 horas los martes y jueves a la noche, o 5 / 6 horas los sábados. Esto te va a ayudar a tener un tiempo semanal dedicado a tu trabajo freelance, pero con la posibilidad de ser flexible si tenés que cambiar las cosas.

6. Reinvertí la plata que ganás

Una de las razones por las cuales el trabajo freelance es posible para tanta gente es que requiere de poca inversión económica y tiene bajas barreras de entrada. Pero, van a haber momentos en los que tenés que invertir dinero en algo que te ayude a mejorar tu trabajo o a ahorrar tiempo. Vas a necesitar comprar software, equipos básicos para la oficina en tu casa, costos de hosting, o pagar por entrenamiento o educación. Invertí parte de tu dinero y vas a estar mejor en el largo plazo.

7. No te olvides de los impuestos

Otra razón por la que te conviene tener los ingresos de freelancing separado al resto de tu dinero es que podrías terminar con impuestos más altos de lo esperado. Si tenés tus ingresos de freelancing en otra cuenta, vas a poder cubrir los impuestos y no vas a necesitar tocar tus otras cuentas. Obviamente, los impuestos dependen de donde vivís y de tus ingresos. Si estás pensando en trabajar freelance 100%, o ganar gran parte de tus ingresos a través del freelancing, te recomendamos que contrates un contador para asegurarte que todo esté cubierto y que estés haciendo las cosas de forma correcta y legal.

8. Hablá con la gente que conocés

Uno de los mejores orígenes de trabajo para los freelnacers (ya sea full-time o part- time) es el boca en boca. Contales a tus amigos y familiares sobre los servicios que ofrecés y vas a ver que ellos van a conocer a alguien que podría necesitar tus servicios. Incluso cuando pensás que la gente que conocés no precisan tus servicios, cada uno de ellos va a tener sus propias redes de contactos que vos no conocés, y es una gran forma de entrar en contacto con posibles clientes.

9. Visitá los foros de empleo para diseñadores

Hay varios foros de empleo para diseñadores online donde vas a poder encontrar oportunidades de trabajo. Ahí vas a poder encontrar listados de personas que están buscando diseñadores freelance para contratar para proyectos puntuales. Probablemente estos foros no sean tu única fuente de trabajo, pero son un buen complemento con la publicidad de boca en boca y la atracción de los clientes por medio de tu portfolio.

10. Sentite cómodo con tus precios

Poner un precio a tu trabajo puede ser muy difícil para un freelancer nuevo. Es más, incluso diseñadores que hace tiempo trabajan freelance pueden tomarse un tiempo en determinar cuánto cobrar. Hay muchos artículos que hablan de esto, pero la mayoría de ellos se escribieron por diseñadores full- time. Como un freelancer part- time que está recién empezando, te podés llegar a sentir intimidado en pasar precios altos e incluso podés sentir una presión extra en estas situaciones.

Lo más importante que tenés que considerar cuando estás poniendo un precio a tu trabajo es poner un monto con el que te sientas cómodo. Hacer la mayor cantidad de dinero no es tu prioridad en este momento, así que no tiene nada de malo si preferís mantener tus precios bajos mientras sentís que seguís aprendiendo. Vas a querer cobrarle a tus clientes lo suficiente para que tomen el proyecto enserio (poner un costo bajo generalmente va a resultar en aquellos cliente que no le dan mucha prioridad a su sitio web porque no tienen mucho presupuesto), pero no pases más precio del que considerás que vale. Una vez que ganes más experiencia vas a tener más confianza en tu trabajo y aumentar los precios no va a ser un problema.

También es recomendable que le cuentes a tus clientes en qué instancia estás de tu carrera y progreso como diseñador. Hay muchos clientes que quieren trabajar con diseñadores con menos experiencia si la situación y el precio están bien. Si tus clientes tienen una imagen equivocada de tu nivel de experiencia o habilidades, puede llegar a generar problemas en el futuro.

11. No tomes muchos proyectos

Uno de los errores de los nuevos freelancers es querer tomar todos los trabajos posibles que se les cruzan. Especialmente cuando estás empezando, vas a querer poder tomarte todo el tiempo que necesitás para aprender de los proyectos en los que estás trabajando y poder producir el mejor trabajo del que sos capaz. Si estás trabajando para construir tu portfolio, correr con los trabajos va a llevar a que el trabajo no sea tan bueno como lo podrías hacer.

Además, si estás trabajando en simultáneo full-time y freelance, no vas a tener mucho tiempo para dedicarte a estos proyectos, así que resistí a la tentación de tomar muchos. Explicales a los potenciales clientes que te gustaría trabajar con ellos, pero que tardarías algunas semanas hasta que puedas empezar a trabajar en sus proyectos.

12. Redes de contactos

Un freelancer con éxito tiene una red de contactos fuerte que fue armando en el tiempo. Puede incluir otros diseñadores de los que puedas aprender, diseñadores con los que puedas compartir referencias, otros profesionales relacionados con SEO, Marketing, o cualquier otro tipo de profesión. Todo negocio necesita presencia en la web, así que realmente no hay un límite en el tipo de personas valiosas en tu red.

Tu red necesita tiempo, hay muchas cosas que podés hacer online para la red (por ejemplo Facebook y Twitter), pero no te olvides de las oportunidades offline.

13. Desarrollá tus propias prácticas de negocios

Cuando pases de un trabajo freelance part-time a uno full-time vas a encontrar que necesitás una gran cantidad de tiempo para hacer cosas, como pagar tus cuentas, dar servicio al cliente, responder las dudas de los potenciales clientes con respecto al precio, etc. Mientras que todas estas cosas son necesariamente parte del negocio, todas requieren tiempo que podrías estar usando para producir servicios que generan un ingreso. Cuanto más puedas organizar los procesos de estas actividades, más tiempo vas a tener para el otro trabajo.

Si estás trabajando part-time con la idea de cambiar a un trabajo freelance 100%, tomate un tiempo para pensar cómo vas a manejarte con estas tareas de forma organizada, para que requieran poco tiempo. Cada persona trabaja de distinta manera y tiene sus métodos preferidos para hacer las cosas, así que buscá cual es el que te funciona mejor a vos.

14. Plan de diferenciación

Si estás pensando trabajar full time como diseñador freelance, una de las cosas que tenés que considerar es cómo te vas a distinguir del resto de los diseñadores. Mientras que trabajes part-time, vas a poder ofrecer tus servicios con precios bajos en relación a los otros diseñadores, pero eso va a cambiar cuando te dediques 100% a ser un diseñador independiente. En ese momento, una de las mejores cosas para atraer a los clientes es diferenciarte de alguna manera. Por ejemplo, tal vez te querés especializar en el diseño de temas de WordPress. En este caso, si te preomocionás como un experto en WordPress, cuando un cliente necesite customizar WordPress posiblemente te contacten a vos antes que a otro diseñador. Obviamente es un ejemplo, pero la idea es que si encontrás algo en qué diferenciarte, te va a ayudar a traer clientes y separarte de la gran competencia que hay en el mercado.
Si decidís en qué diferenciarte, tomate el tiempo para ver cómo vas a ir en esa dirección. Tener un conjunto de habilidades no es tan importante como saber cómo comunicarle a los otros que tenés esas habilidades y que ellos te recuerden. Además, podrías necesitar mejorar tus habilidades en un área en particular para que tu plan de diferenciación sea efectivo.

 

Falta el tip 15! Agregalo vos! ¿Trabajaste como diseñador Fulltime y Freelance al mismo tiempo?
// Fuente: DesignMag //