Una mesa de un café desafía nuestra percepción sobre la interaccíon social

La artista francesa Shani Ha realizó su proyecto Mesa para dos (Table for two) a modo de experimento social. La activación, instalada en un restaurante de la 7ª Avenida de la ciudad de Nueva York, se extiende a ambos lados de una ventana de vidrio quedando media mesa en el interior y media mesa en el exterior.

La silla vacía, la taza de café y la vela invita a los transeúntes a sentarse y participar de forma espontánea interactuando con la persona del otro lado de la ventana. Los participantes sonríen, hacen gestos e incluso hacen dibujos en el vidrio empañado.

El experimento desafía las barreras a veces invisibles que dividen a la gente, incluso cuando estamos cerca.


 

La artista se inspiró para el concepto en la conexión de larga distancia que la separa de sus seres queridos. Ella es de París y como vive en la ciudad de Nueva York se ve obligada a interactuar con la gente que más quiere a través de la pantalla de una computadora.

Shani Ha sostiene que es realmente fascinante ver cómo podemos estar tan conectados con la gente que está tan lejos y tan desconectados con las personas que estan cerca nuestro.