Las instalaciones de Shoplifter sumergen a los visitantes en cuevas de color y texturas

La artista islandesa Hrafnhildur Arnardóttir, conocida como Shoplifter crea instalaciones masivas que cubren paredes, pisos y techos de galerías. Generalmente sus obras son en forma de cuevas donde los visitantes exploran alrededor, debajo y a través de sus mundos de color y textura.

Shoplifter mostró su trabajo como representante de Islandia en la Bienal de Venecia. Su muestra individual Nervescape VIII también se puede ver en el Museo de Arte Contemporáneo Kiasma en Helsinki, Finlandia, hasta el 15 de septiembre de 2019.